Buenas reflexiones, en clave de humor, acerca de la heterogeneidad y peculiaridades de quienes pasan por el Hospital.

Al fondo a la derecha

Mola, mola eso de ir a un hospital estando sano, que si mola… Hace unos días acompañé a una persona, por no acompañarla al cementerio, y mientras la consultaban me di una vuelta por los distintos servicios. Y tío, es genial.

Por ejemplo;  pasé por Oftalmología y aquello, más que ojos el personal tenía un periscopio encima de la nariz: veían por todos lados, unos giros de ojos… unas miradas…  con decirte que como la primera persona que vi fue una tía pensaba que me estaba echando los tejos… pero no, porque al ver al resto… unos mirando hacia arriba y abajo a la vez, otros a la izquierda y a la derecha, algunos arriba y a la izquierda… Vamos, salí de allí, me observé en un espejo, y tío, tengo unos ojazos, o mejor dicho, una mirada, pero alucinante la mirada que tengo, preciosa, vamos si quieres un…

Ver la entrada original 326 palabras más

Anuncios

Tu opinión es la que da vida a los pensamientos de los demás.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s